El entrenamiento de las Legiones de Roma

Síguenos en Instagram: @revistadehistoria.es

Tiempo de lectura: 2 minutos

 El entrenamiento de las Legiones de Roma era tan duro que se decía que lo único que diferenciaba un entrenamiento de una batalla era la ausencia de sangre. Cuando el legionario bisoño o "tyrón" llegaba por primera vez al campamento, se ponía a las órdenes de un "optio" y afrontaba cuatro largos meses de entrenamiento físico.

Descárgalo Aquí
El entrenamiento de las Legiones de Roma

 Lo primero que aprendían los aspirantes . . .

¿Ya eres usuario registrado?

Inicia Sesión

Para disfrutar de los artículos históricos gratuitos debes navegar registrado:

REGÍSTRATE GRATIS