Martín I de Aragón, el Humano

¡Valora este artículo!
[Total: 20 Media: 3.7]
Tiempo de lectura: 5 minutos

También llamado Martín I de Aragón y Martín el Viejo, nace el 29 de julio de 1356 en Perpiñán. Fue llamado el Humano por su carácter bondadoso y por el apoyo que prestó a la geografía y a la navegación, entre otras ciencias.

Si quieres leer el artículo mas tarde, descárgatelo en PDF y léelo cuando te plazcaDescárgalo Aquí

Es el segundo hijo de Pedro IV de Aragón y de Leonor de Sicilia. Por ser el segundo llevaba el título de duque de Montblanch. Va a ser el último rey de la corona de Aragon con sangre catalana por morir su hijo heredero, Martín el Joven, sin dejar descendencia legítima.

Martín I de Aragón, el Humano

Tras la boda de la reina Petronila, hija heredera del rey de Aragón Ramiro II el Monje, en 1150, con el conde de Barcelona Ramón Berenguer IV, desde el primer rey de la unión reino de Aragon con el condado de Barcelona Alfonso II el Casto, hasta Martín I el Humano se consideraron descendientes de esa unión entre Aragón y Cataluña.

Pasarán casi 250 años y serán diez los reyes que ostentarán la corona de Aragón hasta que se elija un monarca de una nueva dinastía, Fernando I de Trastámara, por el famoso Compromiso de Caspe de 1412. El 13 de junio de 1372, a los 16 años de edad, se casa con María de Luna, hija del conde de Luna, pariente de Benedicto XIII.

En 1380 Leonor de Sicilia, su madre, le cedió a Martín I, duque de Montblanch, el reino de Sicilia tras la muerte de Federico III (o Fadrique III), el rey de Sicilia que estaba casado con Constanza, hija de Pedro IV de Aragón y hermanastra de Martín I. Para asegurar el reino de Sicilia en la órbita de Aragón, Martín el Viejo hace casar a su hijo Martín el Joven con María de Sicilia, hija de Federico III, y celebra la coronación de su hijo en Palermo. Como consecuencia de esto se produce la revuelta de la nobleza siciliana, partidaria de los Anjou y en contra de los nuevos monarcas de origen aragonés.

En 1387 muere el rey de Aragón Pedro IV el Ceremonioso y su hijo primogénito Juan I el Cazador, hermano de Martín, sube al trono de Aragón. En 1392 Martín I, para defender la corona de su hijo, acompaña a la joven pareja a Sicilia con el fin de pacificar la isla de Palermo.

En 1396 muere su hermano Juan I de Aragón, y Martín el Viejo tiene que volver de Sicilia una vez nombrado un consejo para asesorar a su hijo, Martín el Joven, que tenía solo 20 años. La pacificación no había terminado aún, pero con los refuerzos llegados de Cataluña pudo ir reduciendo a los rebeldes. Mientras tanto, en Aragón su mujer María de Luna fue proclamada regente y debió hacer frente a la viuda de Juan I, Violante de Bar, que declaraba estar encinta del posible heredero del reino de Aragón.

También tuvo que enfrentarse a la invasión del conde de Foix, Mateo Castellbó, yerno de Juan I, que entraba con 5 000 hombres de armas en el valle del Noguera Pallaresa reclamando su derecho al trono por estar casado con Juana, hija de Juan I. La firmeza y prudencia de la reina regente pudo parar la invasión enviando al conde de Urgel, que los persiguió hasta la frontera de Navarra y Bearn. Martín I seguía el camino de regreso por el Mediterráneo.

Tras hacer escala en Córcega y Cerdeña, llegó después a Marsella, donde fue recibido por los emisarios de Benedicto XIII, pariente de su esposa María de Luna. Viaja a Aviñón para entrevistarse con el papa y tratar el problema del Cisma. En 1397 por fin llega a Aragón, jura los fueros y privilegios y es coronado como Martín I de Aragón. La muerte de Juan I sin descendientes masculinos aseguraba al hijo de Martín I, Martín el Joven, ser el heredero de la Corona de Aragón. En el verano del mismo año unos corsarios berberiscos de Bujía saquearon Torreblanca, en el reino de Valencia, y Martín I organiza una armada valencianomallorquina con carácter de cruzada y se dirige al reino de Tremecén el 27 de agosto de 1398, saqueando Tedeliz como castigo.

En 1399 envía una nueva expedición a Berberia, pero esta vez fracasa porque los berberiscos recibieron ayuda de Génova, enemiga de Aragón. En 1398, Carlos VI de Francia abandona la obediencia a Benedicto XIII y envía un ejército para ocupar la ciudad de Aviñón. Martín I acude a liberar al pontífice sitiado, pero evita la hostilidad contra los ejércitos franceses. El papa consigue escapar disfrazado y se traslada a Perpiñán, en territorio aragonés. Pero la situación del Cisma no mejora y se marcha a Barcelona el 29 de septiembre de 1409, cuando ya el nuevo papa Alejandro V había sido elegido tres meses antes. María de Sicilia, la mujer de Martín el Joven, da a luz un hijo, pero muere a los dos años de edad, por lo que se pierde la línea sucesoria de Aragón y de Sicilia.

En 1401 muere María de Sicilia y en 1402 Martín el Joven se casa en segundas nupcias con Blanca de Navarra, hija de Carlos III el Noble. En 1406 María de Luna, la mujer de Martín I el Humano, muere. Fue una pérdida importante para el rey, ya que su contribución como reina había sido muy valiosa. Martín no fue un monarca firme y decidido para solucionar los asuntos del reino ni un hombre de estado. Fue su mujer, María de Luna, quien se encargó de poner orden en el gobierno. Desgraciadamente, su hijo Martín el Joven fallece después de lograr grandes triunfos: en la batalla de Sant Lauri (1409) derrotó a los genoveses por mar, y a los sardos y al vizconde de Narbona por tierra.

Al quedar sin descendencia Martín el Viejo a los 53 años de edad, los consejeros del reino le recomiendan casarse de nuevo para tener un heredero varón. Al principio Martín se resiste y expresa sus deseos de pasar la corona a su nieto Fadrique, que era hijo bastardo de Martín el Joven. Finalmente, el 17 de septiembre de 1409, decide casarse con la joven Margarita de Prades, dama de compañía de la reina María de Luna.

Fue el último conde de Barcelona que gobernó en Cataluña (le sucederá Fernando I de Aragón, de la casa de Trastámara). Se mostró poco partidario de la guerra y fue amante de la cultura y respetuoso con los derechos de las Corporaciones del reino. Su falta de firmeza y contundencia ocasionó la relajación de la autoridad regia. El sobrenombre de el Humano fue debido a su carácter bondadoso, pacífico e inteligente y al apoyo que prestó a la geografía y a la navegación, entre otras ciencias humanas. El nuevo matrimonio con Margarita de Prades no daba frutos, sino todo lo contrario: por esforzarse el rey en dejarla preñada empeoró su frágil salud.

El 31 de mayo de 1410, ocho meses después de su matrimonio, fallece en Barcelona. Sus restos se trasladan al monasterio de Poblet en 1460. No designó quién iba a ser su sucesor, a pesar de las insistentes preguntas de los cortesanos, y en el último momento, en el lecho de muerte, ante la pregunta de Ferrer de Gualbes de si debía ser aquel a quien correspondiera por derecho, contestó con el monosílabo latino «Hoc» (‘Esto’).

Autor: Yutaka Suzuki para revistadehistoria.es

¿Eres Historiador y quieres colaborar con revistadehistoria.es? Haz Click Aquí

Si quieres leer el artículo mas tarde, descárgatelo en PDF y léelo cuando te plazcaDescárgalo Aquí

¿Nos invitas a un café?

Si quieres donar el importe de un café y “Adoptar un Historiador”, incluiremos tu nombre como agradecimiento en calidad de mecenas en un Artículo Histórico, puedes hacerlo Aquí:




También puedes apoyarnos compartiendo este artículo en las redes sociales o dándote de alta en nuestro selecto boletín gratuito:

Déjanos tu Email y te avisaremos cuando haya un nuevo Artículo Histórico

GRDP

Bibliografía:

Yutaka Suzuki  Personajes del siglo XV, Orígenes del Imperio español. ISBN: 9788460690399

Comentarios